planta madre

Ficus Pandurata

El Ficus Pandurata o Ficus lyrata, es una planta nativa de África tropical. Conocido como “árbol lira” por la forma de sus hojas, en su habitad natural llega a medir entre 8 y 10 metros de altura. Si se cultiva en macetas en interior, puede alcanzar los 2 metros. Tiene hojas alternas, grandes, de 20 a 25 cm de largo, verdes brillantes, con las nervaduras oscuras bien marcadas. No suele florecer cuando se cultivan en macetas o en interior y es de lento crecimiento.

Luz

Requiere un ambiente luminoso, pero sin estar directamente expuesto al sol.

Ubicación

Evitar que esté expuesto a corrientes de aire de forma continuada, y hay que mantener la maceta alejada de las fuentes de calor, ya que no tolera ambientes con baja humedad.

Sustrato

Debe ser liviano, rico en materia orgánica y bien drenado. Una mezcla de turba, musgo sphagnum, corteza de pino, resaca de río y perlita como base general es ideal para este tipo de plantas. También se puede agregar humus de lombriz.

Riego

Frecuente en verano y semanal en invierno siempre con agua a temperatura ambiente, nunca demasiado fría. También se puede usar agua de lluvia. El exceso o la falta de humedad facilita la caída del follaje o puede provocar que las hojas se ponen amarillentas. No tolera bajas temperaturas.

Regarla únicamente cuando vemos que las capas superiores de tierra están completamente secas. Para ello, sólo basta con chequear con nuestros dedos o introducir un palito; si sale húmedo, habrá que esperar a que se seque completamente hasta el próximo riego.

Plagas

Es susceptible al ataque de la arañuela roja y la cochinilla que se pueden combatir con una solución de ajo.

Precauciones

El contacto con el látex puede causar reacciones alérgicas en personas sensibles.

Top